POMPEYA

Pompeya es el sitio arqueológico más sugestivo y famoso del mundo. La erupción del Vesubio del 79dC. y sepulto la ciudad bajo una capa de cenizas y lapilli de 6-7 metros de espesor. La mayor parte de los habitantes que habían escapado de sus casas encontraron la muerte en el litoral. Los pocos que permanecieron con la vana esperanza de salvarse escondiendose en los subterráneos de sus casas, murieron asfixiados, los vaciados de sus cuerpos agonizantes, obtenidos colando yeso liquido en las cavidades dejadas por los cuerpos en la capa de cenizas, constituyen un testimonio conmovedor de la tragedia.
Pasear por las excavaciones es realizar un viaje en el tiempo, podremos respirar la atmósfera de la antigüedad, uno de los aspectos que más nos van a sorprender es el elevado numero de casas lujosas y humildes conservadas con todo el conjunto de talleres, hosterías y hornos.
Lo más impresionante es que muchos de los objetos permanecieron intactos, permitiendonos descifrar los aspectos más íntimos de la vida de los antiguos. A lo largo del recorrido podemos ver el Foro centro neurálgico de la ciudad. Una gran plaza rectangular, pavimentada y cercada en tres lados por un porticado. Hacia la plaza se asomaban el Capitolium, el Templo de Apolo y la Basílica, el edificio publico más importante, sede del tribunal y centro de la vida económica. También daban al Foro el Templo Vespasiano, dedicado al culto imperial, los graneros dondes se recogían los cereales para la venta y el Macellum, el mercado cubierto de los alimentos frescos, como carne y pescado con talleres en el interior. Cerca se encontraban las Termas del Foro, la arteria más importante era la Vía de la Abundancia, hacia la cual se asomaban los talleres artesanales, tabernas, posadas, tintorerías etc. En esta calle se encontraban las termas Estabianas, la estructura pompeyana más antigua. No muy lejos podemos encontrarnos con el lupanare o el burdel, un edificio de dos pisos con pinturas e inscripciones que retratan este mundo y los servicios que se ofrecían a los clientes.
Entre las viviendas la Casa del Fauno es la más bella por la elegancia de su arquitectura y por los famosos mosaicos que la adornaban. Podemos ver una representación de la Batalla de Alejandro y Dario, una obra maestra expuesta en el Museo Arqueológico de Nápoles. La Casa de los Vetti es admirada por los espléndidos frescos que adornan sus paredes pertenecía a dos mercaderes. Desde la casa Meandro proviene una magnifica colección de objetos de plata de una calidad excepcional.
Uno de los edificios más importantes de Pompeya es la Villa de los Misterios, celebre principalmente por sus pinturas. La mas conocida es el fresco que da nombre a la casa. En el barrio de los teatros han salido a la luz el Teatro grande y el pequeño Odeion. Cerca se encuentra el Templo de Iside. Un epígrafe demuestra que el Anfiteatro es el más antiguo entre aquellos que conocemos. Al lado del Anfiteatro nos encontramos con el gimnasio otro de los puntos interesantes de visitar es la Vía de los Sepulcros, una calle flanqueada de monumentos fúnebres que conducían a Herculano. La visita a Pompeya requiere un día entero, en el cual vamos a poder ver una parte muy importante de la historia.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *